EmpordàNA'T

El espacio EmpordàNA’T te propone una cata de los cuatro grandes espacios protegidos del Empordà, un paseo para dejarte seducir por su patrimonio natural, cultural e intangible, y descubrir cómo disfrutar de todo ello.

El Empordà es un territorio extraordinario en cuanto a patrimonio natural porque aquí se concentran cuatro espacios naturales catalogados que presentan un gran interés por su biodiversidad y geología. Un entorno natural único donde la huella del hombre ha dejado también un extraordinario patrimonio cultural.

Montgrí y Medes:

A caballo entre el macizo del Montgrí, las islas Medes y el río Ter, el parque natural ofrece un rico mosaico de naturaleza gracias a la presencia de ambientes mediterráneos tan característicos de esta tierra tales como pinares y prados, además de dunas, arrozales, lagunas, acantilados... y un fondo marino de una belleza excepcional.

Cap de Creus:

Entre la tierra y el mar, el Cap de Creus es un espacio de una gran belleza que cuenta con una configuración geológica singular, con estructuras y afloramientos que conforman un conjunto único en el mundo. Los efectos de la tramontana han provocado la aparición de formas de erosión caprichosas y han transformado el paisaje de una forma muy especial.

La Albera:

La sierra de la Albera constituye el extremo oriental del Pirineo. En la sierra destacan dos zonas muy bien diferenciadas: la occidental (Requesens, Baussitges), con vegetación de carácter centroeuropeo, con hayedos y robledales, y la oriental (alrededores del monasterio de Sant Quirze de Colera), de condición mediterránea, con alcornocales y matorrales, donde subsiste la única población natural de tortuga mediterránea de la península ibérica.

 

Los Aiguamolls:

Tras el litoral arenoso de la perfectísima bahía de Roses existe un mosaico de ambientes aguanosos fruto del cortejo del mar con los ríos Muga y Fluvià en sus orígenes y de la transformación secular del hombre. Actualmente, lagunas, pastizales, acequias, torrentes, ríos, saladares, «llaunes» (lagunas), «aspres» (campos de secano), dunas y la propia bahía son el conjunto de ambientes, rebosantes de una gran diversidad, que conforman el rico Parque Natural de Els Aiguamolls de l’Empordà.